Hermanas de la Caridad de Nueva York - Misión de Servicio en Guatemala

Los 200 años de servicio misionero de las Hermanas de la Caridad de Nueva York, inicia en la ciudad de Nueva York el 20 de agosto de 1,817. En Guatemala inicia en la Aldea Novillero, Sololá en el año 1971 y en Quiché en 1989. Este año se cumplen 46 años de trabajo en Guatemala.

 

Misión en Diócesis y Departamento de Sololá

Respondiendo al llamado "salir al encuentro, al mundo entero para caminar y servir a los que viven en pobreza de todo tipo” Las Hermanas Immaculata Burke, Doris Pagano y María Tolle, llegan a Guatemala el 6 de abril de 1971, específicamente a la Aldea Novillero, municipio de Santa Lucia Utatlán departamento de Sololá; mujeres, hombres, niños y niñas, ancianos y ancianas mayas indígenas, aplaudiendo y sonriendo, celebraron la llegada de las Hermanas quienes vivieron y viven junto con ellos en su pueblo.

Con el paso de los años se incorporaron las Hermanas Barbara y Sheila, quienes trabajaron como enfermeras, atendiendo la salud de mujeres, hombres, niños y niñas; realizando visitas a domicilio, construyendo clínicas locales para la prevención y tratamientos de enfermedades. 

 Las Hnas. Immaculata y Barbara crearon programas para promotores de salud y junto a el Dr. José Miguel Vásquez, quien vino en 1,986 atendían 4 sedes: Novillero, Nahualá, Santa Catarina, e Ixtahuacan; luego del huracán Mitch, La Nueva Santa Catarina Ixtahuacan.  Las Hermanas María Tolle, Elizabeth Judge, Doris Pagano y Connie Kelly trabajaban en las mismas áreas en atención a mujeres para mejorar su economía, catequesis, ministerios de Eucaristía. 

 

Misión en Diócesis y Departamento de San Marcos

En 1,987, Monseñor Víctor Hugo de la Diócesis de San Marcos invitó a las Hermanas de Caridad a empezar una misión en San Cristóbal Cucho, San Marcos.  Las Hermanas Doris y Connie y 3 años después Hna. Kathy, viajaron a 6 aldeas retiradas y entre mucho bosque.  En el espíritu de San Vicente Paul, Santa Luisa y Santa Elizabeth, caminaron juntas para crear comunidades vivas, con mejores estructuras, celebracion de La Palabra, Eucaristía y educando en liderazgo.

 

Misión en Diócesis y Departamento de Quiché

Respondiendo al llamado  “salir al encuentro de gente que vivía en pobreza” otra vez La Iglesia a través de Monseñor Julio Cabrera, invitó a Hermana Bárbara Ford para empezar una misión en la aldea Chupol, del municipio de Chichicastenango; además, le pidió Hna. Bárbara recuperar la Comisión de Salud dentro de Pastoral Social Caritas. 

Las Hermanas Kathy Byrnes y Jon Gregorcich, en 1992 inicia su obra misionera en el municipio de Chinique de las Flores; colaborando con Caritas para atender las necesidades por medio del impulso de proyectos sociales y de infraestructura, orientado a mejorar la salud de las personas.  

Hna. María Meyler llegó en 1996, respondiendo a la necesidad de atención a personas farmacodependientes. El alcoholismo era la enfermedad más grave en Quiché y toda Guatemala.  Hna. María junto con su equipo y el apoyo internacional era parte de un Consorcio de 5 países de América Central; apoyaron a personas con enfermedades de alcoholismo y drogadicción. Por la necesidad de una atención más fuerte, Hna. María con su equipo y la Dirección de Caritas, construyeron una casa de rehabilitación a la que llamaron “Casa Nueva Vida” ofreciendo atención a residentes y ambulatorios, incluido acompañamiento a las familias de los hombres y mujeres enfermas. 
Hna. Virginia Searing llegó a la aldea Lemoa, del municipio de Santa Cruz del Quiché en 1,995.  Ella se incorpora a la Pastoral Social Caritas para hacer su misión en el equipo de Salud Mental en conjunto con Hna. Bárbara. 
 
Las Hermanas Barbara Ford, Virginia Searing y su equipo empezaron en 1996 una atención intensiva a personas y comunidades afectadas por el conflicto Armado.  Por la demanda y las recomendaciones de los acuerdos de paz formaron la Asociación Utz Kaslemal.   Pastoral Social Caritas y Utz Kaslemal constituyeron múltiples equipos y pasaron a las comunidades para permitir a la gente entrar en procesos de sanación, apoyando a las comunidades que necesitaban exhumar a sus familiares para enterrarlos en sus tierras sagradas. 
 
 

En 2001, Hna. Barbara Ford perdió la vida en la capital de Guatemala.  Fue una tragedia enorme y la gente sintió la ausencia de Hna. Barbara, ella dio su vida por la gente de Sololá y Quiché compartiendo su amor y sus habilidades en atender a la gente en Salud Integral.  Su memoria sigue en los corazones de nosotr@s.

 

Asociación Centro de Paz Bárbara Ford

Las Hermanas Virginia y María continuaron en Caritas con sus programas hasta 2008.  En ese tiempo el sueño de Virginia y María que se mantenía en sus corazones y se hizo una realidad al lograr la constitución y construcción del Centro de Paz Bárbara Ford, orientado a promover una ciudadanía comprometida con el desarrollo humano integral; actualmente se empodera a un grupo de laicos y laicas quienes observando los signos de los tiempos “Salgan al encuentro de las personas que viven en pobreza” y siguiendo el ejemplo de las Hermanas de la Caridad, continúen su obra misionera. 
 
 
 
Ministerio Vocacional Hermanas de la Caridad Guatemala
En atención al interés expresado por cuatro señoritas de Sololá, para iniciar un proceso de Formación Vocacional Misionero; se delega a La Hermana Gloria De Arteaga quien viajó desde New York a Guatemala en el año 2008 para iniciar y dirigir este ministerio.  Hna. Nora Cunningham llego en 2,011 a ser Directora de Postulante y Noviciado.  Este ministerio consiste en desarrollar un proceso de tres fases: Aspirantes: señoritas que expresen interés en la obra misionera.  Postulante: Viven en una casa de formación, aprendiendo lo que implica la vida religiosa; Noviciado: se profundiza en su formación para que sean líderezas religiosas, carisma para prepararse al llamado de la Caridad.  En abril de 2,017 la Hermana Rosa Florinda Tzul Say inició un proceso de transferencia en la comunidad en la Casa de la Formación.   El 11 de julio de 2017 Hermana Rosenda Castañeda pronunció sus votos perpetuos.  Ella se incorporó al Equipo de Formación en el Ministerio Vocacional junto con su trabajo en la Clínica y la parroquia.
 
Hna. Anne Denise Brennan, Hna. María Iglesias y Hna. Eileen Judge vivían en la Casa de Formación acompañando varios procesos.  Hna. Cecilia Harriendorf se ofreció como voluntario durante tres años en Guatemala.  Hna. Eileen Judge, realizó su misión en el Hogar de Ancianos, una obra de La Diócesis de Quiché. 
 
 
Las Hermanas Virginia y María continuaron en Caritas con sus programas hasta 2008.  En ese tiempo el sueño de Virginia y María que se mantenía en sus corazones y se hizo una realidad al lograr la constitución y construcción del Centro de Paz Bárbara Ford, orientado a promover una ciudadanía comprometida con el desarrollo humano integral; actualmente se empodera a un grupo de laicos y laicas quienes observando los signos de los tiempos “Salgan al encuentro de las personas que viven en pobreza” y siguiendo el ejemplo de las Hermanas de la Caridad, continúen su obra misionera. 
 
Las Hermanas Virginia y María continuaron en Caritas con sus programas hasta 2008.  En ese tiempo el sueño de Virginia y María que se mantenía en sus corazones y se hizo una realidad al lograr la constitución y construcción del Centro de Paz Bárbara Ford, orientado a promover una ciudadanía comprometida con el desarrollo humano integral; actualmente se empodera a un grupo de laicos y laicas quienes observando los signos de los tiempos “Salgan al encuentro de las personas que viven en pobreza” y siguiendo el ejemplo de las Hermanas de la Caridad, continúen su obra misionera. 

 

Español